Recursos: Cuentas de FTP

FTP son las siglas de File Transfer Procol o Protocolo de Transferencia de Archivos. El método habitual para subir archivos al servidor es utilizar FTP privado, es decir, cuentas de FTP con usuario y contraseña. Cada cuenta está asociada a un directorio del servidor de forma que al conectarnos por FTP dicho directorio aparece como el directorio raiz o base. Pra realizar estas gestiones se utilizan los programas llamado Clientes FTP como FileZilla, WS FTP, o CuteFTP.

Tambien pueden transferirse archivos en las actuales versiones de Windows. Incorporan un cliente FTP integrado en el explorador de archivos (“Conectar a unidad de red” en el icono “Mis sitios de red”), de manera que es posible hacer que el servidor web aparezca como una carpeta del explorador de archivos. De esa forma copiar archivos al servidor es tan fácil como copiarlos a otra carpeta de nuestro disco duro.

Las cuentas FTP son por tanto imprescindibles. Al contrario que con el correo, no existen aquí diferencias cualitativas entre ellas, son todas iguales. En cuanto al número necesario, depende de las personas que tendrán acceso al servidor para cambiar archivos. Es conveniente que cada una de ellas tenga su propia cuenta FTP. También puede restriginrse el acceso total al sitio, de forma que es posible crear cuentas FTP permitiendo el acceso sólo a una determinada carpeta del sitio.